jueves, 12 de abril de 2018

Volvió La casa de papel, temporada 2.

Actores de la serie La casa de papel. Foto Antena 3

Por Abel Alvarez 

Llegó abril y con el la nueva temporada de La casa de papel, una producción de Atresmedia en conjunto con Vancouver Media y que Netflix está transmitiendo aquí en América. Muchos, en mi entorno, estaban al pendiente de la salida de la segunda entrega en la madrugada del 6 de abril, eran las 12 en punto y estábamos dispuestos a presionar el play de la App, pues la primera temporada nos había dejado atrapados con la trama de un inusual asalto a la Fábrica de Moneda y Timbre de España en un momento de crisis económica del país; queríamos saber qué pasaría con esos atracadores rodeados de policías, si eran capaces de salir de allí con el botín. 

La serie cuenta con un guion que logra el entramado del policíaco, suspenso, la novela de amor y la lucha entre el bien y el mal, haciendo un coctel sabroso de degustar, pero sobre todo, hacerte, al igual que sus personajes, la pregunta: ¿Quiénes son los verdaderamente malos? Logrando por momentos, poner al espectador de parte de los asaltantes. 

Esta segunda temporada nos sigue mostrando personajes que dudan, que hacen lo inimaginable para sobrevivir a una situación límite, y donde hoy eres un héroe, un minuto más tarde, el villano del mundo. 

En La casa de papel, entre otras cosas, se agradece la grata sorpresa en el capítulo 8 del “Réquiem por Moscú” con versos de Federico Garcia Lorca y el arreglo de Pedro Peña Dorantes junto a Mangu Díaz, en la voz de Amparo Lagares, utilizado para un momento de giro dramático decisivo de la serie. De destacar también la veracidad de sus actores sin importar si es protagónico o no, la utilización de nombres de ciudades para identificar cada personaje vinculados al atraco: 

Raquel Murillo y su mamá Mariví. Foto: Antena 3

Tokio (Úrsula Corberó) con un personaje rebelde, pero que puede sucumbir al amor mostrando su lado humano, Moscú (Paco Tous) un habitual de las series de Atresmedia que siempre sobresale por su versatilidad, Berlín (Pedro Alonso) conocido de otro éxito, Gran Hotel, -con su también personaje negativo Diego Murguía-, Nairobi (Alba Flores) que repite en un personaje encerrado como en Vis a Vis, Río (Miguel Herrán) premio Goya a actor revelación en 2016 por su protagónico en la película A cambio de nada, Denver (Jaime Lorente) tan creíble y humano, Helsinki (Darko Peric) un gay sin estereotipos, El profesor (Álvaro Morte) quien nos solo ha cautivado a la corajuda inspectora Raquel Murillo (Itziar Ituño), también a los espectadores; y dejo para el final, así como sucede en los créditos: Mariví (Kiti Manver) donde cada aparición es un oasis del buen hacer en la escena española. 

Ahora solo nos queda esperar la llegada de la tercera temporada pues, según una supuesta cuenta de Twitter de El Profesor, la habrá, o al menos lo ha dejado entrever. Si esta cuenta es cierta, es bueno que sepa que desde este lado la estamos esperando.